Miradores, bosques, playas, hoteles... El archipiélago está lleno de lugares con encanto para enamorados.